Soltar amarras a bordo del Costa Fascinosa

Por Luis Giannini

luiggigiannini@hotmail.com

Los sea bubbles porteños negros y amarillos no paran de arribar a la terminal de pasajeros “Quinquela Martín”. Descienden raudamente cruceristas principiantes o con experiencia, ansiosos por abandonar la veraniega Buenos Aires de calores extremos y contrariedades urbanas. Es tiempo de soltar amarras, de dejar atrás todo por unos días de felices vacaciones en compañía de otras gentes, sintiéndose un miembro más del Costa Fascinosa, un crucero fincatieri dispuesto a albergar a 3.800 pasajeros acompañados por 1.110 tripulantes en 13 cubiertas, y dejar que el viento sople bien fuerte, sacuda y despeine, rumbo al norte, a la bahía de Guanabara con su incomparable Río de Janeiro, la segunda ciudad más poblada de Brasil. Realizados expeditivos trámites, los huéspedes ya disfrutan a bordo de los beneficios adquiridos, aguardando la hora de partida de la capital argentina, una de las principales metrópolis sudamericanas y sede de uno de los mayores puertos del continente. Reciben una cordial bienvenida del capitán Giulo Valestra, sus oficiales y toda la tripulación antes de dirigirse a alguno de los 1.508 camarotes, -91 de ellos con acceso directo al spa, 524 con balcón privado, 58 suites, todas con balcón privado, 12 de las cuales también con acceso directo al spa o a alguno de los 13 bares, entre ellos un Cognac & Cigar Bar y un Coffee & ChocolateBar. O bien ya mismo declararse vencido y sin fuerza e introducirse sin culpa alguna en el universo placentero del bienestar del Samsara Spa con sus 6.000 m2 en dos plantas, con gimnasio, termas, piscina de talasoterapia, salas de tratamientos, sauna, baño turco, solarium de rayos UVA, camarotes y suites. Ah! Sin olvidar los 5 jacuzzis, 4 piscinas, una de ellas con cubierta retráctil. ¿Lui vuole mangiare? Pues también se puede almorzar apenas subido al barco. Los cocineros sacan a relucir su arte en el restaurante Tulipano Nero, que se halla habilitado para saciar, calmar por completo el hambre o la sed de la mano de la mejor gastronomía italiana, conducidos por el executive chef Roberto Scordo, amante de la música y del arte en general, calabrés de origen nacido en Bagnara Calabra, un pequeño pueblo. Un dato de color: los platos que se elaboran en las amplias cocinas -totalmente revestidas en acero inoxidable que constituyen el “reino” de Scordo- son decididos de antemano en conjunto con las autoridades de la naviera en Génova.

Una aventura fascinosa

El tiempo pasa y es hora de levar anclas, para salir del fondeadero. El viaje comienza con la maniobra, el conjunto de todas las operaciones que permiten que el barco entre y salga de los puertos con total seguridad. La maniobra representa el comienzo o el final de un viaje y es la parte más delicada de la navegación. El capitán pone en práctica aquí todo su conocimiento, experiencia y arte adquiridos a lo largo de su carrera. Y vaya si lo hace: el Costa Fascinosa, un barco de belleza incomparable, probablemente el de más glamur de la flota de Costa Cruceros, se despide de la Argentina de nuevo esta temporada para que los cruceristas disfruten a bordo en compañía de la inspiración de las obras maestras del cine y del teatro puesto que el estudio de arquitectos y artistas Casagrande&Recalcati ha creado para este barco un concepto que permite la máxima libertad a la expresión artística ya que pueden contemplarse los cuadros de las reinas góticas de Totti Garelli y las divas estereotipadas de Francesco Merletti, las composiciones digitales basadas en las escenas de “La dolce vita” de Eloisa Gobbo, la ligereza de las esculturas de acero de Luisa Valentini y muchas otras obras. Un hilo conductor que se extiende a través de 329 obras y casi 7.000 reproducciones que narran visiones fascinantes. En este barco, se convertirán en los protagonistas de sus propios sueños y vivirán grandes emociones con las atracciones de a bordo, en los restaurantes con menús exclusivos, elegantemente decorados, en las piscinas al aire libre que invitan al relax bajo el sol y los románticos refrigerios bajo las estrellas, en los camarotes y en las suites en las que se refugiarán al final del día que ofrecen, al igual que los camerinos de las estrellas, todas las comodidades. En el Vestíbulo Amarcord, con los ascensores panorámicos que permiten ver desde arriba este portal imponente. Marlene, Aida, Tancredi, Zivago: los puentes del Costa Fascinosa llevan los nombres de grandes estrellas y personajes inmortales. Bye bye Buenos Aires entretiene mientras tanto con el equipo de animación, los maestros de baile Dancas de Salao y el equipo de fitness.

Del restaurante al teatro

Con el alma transparente en un espíritu tranquilo y gratificante, llegó el momento de relajarse por completo. Y qué mejor que decidir en libertad, entre opciones por demás interesantes. Disfrutar de una exclusiva cena bajo las estrellas en un ambiente muy íntimo y acogedor o de la Cena de Gala en los restaurantes Gattopardo y Otto e Mezzo con este menú preparado especialmente por el chef ejecutivo: Carpaccio di polpo marinato con cozze (Carpaccio de pulpo marinado con mejillones); Vellutata di pollo e patate con crostini di pane (Crema de pollo y patatas con picatostes de pan); Risotto ai funghi (Risotto de hongos); Costata di manzo arrosto con salsa Sangiovese e zucca fritta crocante (Costilla de ternera asada con salsa Sangiovese y calabaza frita crujiente); Rotolo al cioccolato con crema de lamponi (Rollo de chocolate con crema de frambuesas). ¡Sabrosísimo y buon appetito! Luego, claro, la elegancia, la perfección de los bailarines de la producción rusa Starlight en el Teatro Bel Ami, de los puentes 3,4 y 5, escenario que se adaptará para recrear diferentes atmósferas cada día. Después de las acrobacias de You & Me vendrán el espectáculo Lirica con Il Coure con el tenor Alberto Herranz. El emotivo homenaje de la tripulación del Costa Fascinosa, Gente di Mare, donde participan activos miembros de servicios con excelentes dotes artísticas. Tal el caso del joven Luiz Fernando Villarinho Mahtuk, del Hospitality Service, con su emotiva versión de un tema romántico brasileño. The Voice of the Sea invitará a descubrir quién será la voz del crucero. Para participar como público votante, se accede al teatro por la entrada del puente 3 y debe retirarse gratuitamente un mando a distancia para votar. El increíble ilusionista Adriano presenta Sensation Magic Show, antecesor de la despedida final con Sapori D’Italia, dedicado a la música y cultura italianas con los cantantes Klara y Francesco junto a los nombrados Herranz y el dúo Starlight.

Diversión y mucho más

Si hay algo que merece destacarse del crucero Costa Fascinosa es la muy buena onda que tuvieron durante toda su duración tanto los tripulantes como los huéspedes. Las ganas de disfrutar, bailar, divertirse. Ya al atardecer comenzaban a poblar los lugares de esparcimiento con una mentalidad libre de todo prejuicio. El Grand Bar de la zona central de la nave, en la cubierta 5. El Lido Blue Moon y su megapantalla de 18 m2 al aire libre, protegida por una cubierta de cristal retráctil que se cierra en caso de lluvia, estalló de alegría en la Noche Blanca, una jornada danzante apoteósica plena de pasión, belleza y fuerza en la pista. Grand Bar Topkapi, también con pista de baile, que evoca a la ciudad de Estambul y toda su mística. O acompañar el show de karaoke para el concurso de talentos The Voice, hasta probar suerte en el casino The Millionaire, el cine 4D, simulador de Grand Prix de Fórmula 1, juegos electrónicos. Por supuesto, atractivas ofertas para los más jóvenes con clubes divididos por edades y dirigidos por simpáticos animadores: Squok Club atiende a los más pequeños con juegos educativos al aire libre en el Aqua Park de dos niveles, con el galeón de los piratas, el castillo de cuento de hadas o la piscina infantil. Tobogán acuático, torneos deportivos y el Club Stargate con los videojuegos más apasionantes.

¡Las excursiones!

En el puente 3 del Costa Fascinosa se halla la Oficina de Excursiones, donde se reservan y adquieren las plazas para los diferentes destinos del itinerario. Algunas sugerencias entre múltiples y variadas opciones. La bahía Ilha Grande, con su gran variedad de peces, corales y restos sumergidos, brinda la ocasión perfecta para bucear. En la superficie, en cambio, se puede practicar senderismo en un paisaje natural. Goleta y snorkel en Ilha Grande. Esta isla que en el pasado dio refugio a piratas y esclavos, es hoy un auténtico santuario ecológico con rincones paradisíacos, una naturaleza exuberante y playas de agua cristalina que se admiran con una visita a bordo de una típica escuna, alternando momentos de relax con la deliciosa sensación de entrar en contacto con la naturaleza. En Río de Janeiro, descubierta en el año 1502 por el navegante portugués Gaspar de Lemos, Paisajes de Río, en busca de los principales puntos panorámicos y de los símbolos más representativos cariocas y de todo Brasil se sube a la cima del Corcovado para ver la estatua del Cristo Redentor, se desciende por el bosque y los barrios con más encanto, para continuar por el Pan de Azúcar y admirar la ciudad desde otra perspectiva. Bosque de Tijuca, vista panorámica de los barrios Leblon, Praia Vermelha, Ipanema, Copacabana y Pan de Azúcar. Río y compras, Excursión en Jeep a Corcovado y a la Selva de Tijuca. En Ilhabela, una recorrida y baño en las cascadas de Toca, uno de los lugares más famosos de la isla, los toboganes naturales formados por las corrientes de agua permitirán nadar en maravillosas minipiscinas. Visita panorámica del centro urbano de Ilhabela, punto panorámico Barreiro, Casa da princesa, iglesia histórica de Ilhabela, jardines públicos, Cachoeira de Agua Branca y Fábrica de azúcar. El Costa Fascinosa también atracará en los muelles de Montevideo, capital, puerto principal y la ciudad con más población de Uruguay. Cuenta con numerosos monumentos, como la Plaza de la Independencia y la zona del Sarandí, su corazón cultural, donde solía pasear Jorge Luis Borges. Montevideo y la hacienda vinícola Santa Rosa. Además de la historia de la magnífica ciudad, no hace falta decir que hay que degustar sus famosos vinos locales. Con esta excursión se descubre lo mejor de ambos mundos. El centro histórico y puerto local, paseo marítimo y restos del buque Graff Spee, la nombrada plaza Independencia, parco Batlle y Ordoñez, Carreta y Obelisco de los Constituyentes, Parque Prado, hacienda vinícola Santa Rosa, bodegas y degustación de vinos con tentempiés y compras en la tienda de la hacienda. La oferta para los visitantes continúa por supuesto en Buenos Aires con Bye bye Buenos Aires con almuerzo: un recorrido que los llevará a descubrir los lugares de mayor interés, desde el barrio de Recoleta hasta la Boca, pasando por la plaza de Mayo y la Avenida 9 de Julio, para disfrutar del ambiente cosmopolita y animado de la geografía porteña.

Hasta el próximo viaje

Analía, una atractiva docente bonaerense, le cuenta entusiasmada durante el desayuno en el Grand Bar Topkapi, a su nueva amiga chilena Yocelin, oriunda de Chillán, en la región central trasandina, las bondades del spa Samsara, en el cual disfrutó de un excelente masaje de cabeza y cervical con aceite relajante, utilizó el jacuzzi, sauna seco y baño turco, agasajada que fue con una copa de Prosecco, fresas y chocolate para endulzar ¡90 minutos de puro relax! “El relax en vacaciones es casi obligatorio”, reía sin reparar en el puntual arribo de las 8 al puerto de la mágica Buenos Aires, la espléndida capital argentina, final de un magnífico crucero, a bordo del Fascinosa, después de haber navegado 2.394 millas náuticas.

 

 

Compartir en:

También podría gustarte Más del autor

Comentarios

Cargando...
WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: El contenido está protegido